CRECER, INVERTIR Y VOLVER A CRECER


Con la implementación de la última tecnología del rubro y el uso de materiales sustentables, Delbino Carrocería y Pintura abrió su taller en Avenida Peñaloza al 7400. Nicolás y Andrés Delbino entendieron desde su primer día de trabajo que la perseverancia era la llave para el crecimiento. Así construyeron su empresa, recibiendo y trabajando en cada auto como si fuese el primero, el más importante. Desde su taller enfocado en el mantenimiento de flotas de vehículos, planificaron y dieron forma a este ultra moderno centro de carrocería y pintura.La empresa cuenta con tecnología de punta para lograr la máxima precisión en color y reparaciones imperceptibles. Una cabina de pintura de última generación, laboratorio de color, sistemas de iluminación y de control de calidad , además del mejor equipamiento para pintura y detailing. Sumado a esto, en la división sacabollos se recuperan los daños de carrocería combinando las máquinas más avanzadas con mano de obra artesanal para reparar cualquier daño. En un evento al que asistieron clientes actuales y potenciales, aseguradoras yel equipo de trabajo completo, los hermanos Delbino presentaron las nuevas instalaciones y los servicios que brindan bajo los controles de calidad más estrictos.
FOTOS: GENTILEZA

Previo Porsche vende sus autos en Internet
Siguiente Nuevos aires para los salones de La Rural