No hace falta comprarse todas las prendas de temporada para estar a la moda. Incluir en nuestros looks pequeños ítems, como los accesorios o las texturas indicadas, pueden ser la clave para sumar tendencia.
Textos. Macarena Grassino.

Botas Cowboy. Las botas tipo vaquero están de vuelta y recargadas. Lejos de ser la versión clásica en marrón o negro, en 2019 el calzado cowboy viene en rojo, plateado, con estrellas y herrajes para combinar con lo que más nos guste.


Campera con corderito. La clásica campera de jean o corderoy con corderito pega fuerte esta temporada. Una bendición de la moda, ya que se trata de una prenda cómoda, versátil y, sobretodo, abrigada.


La moda a flor de piel. Uno de los mayores encantos del invierno es la posibilidad de usar abrigos de piel o texturas pesadas. Son cómodos, cálidos y última tendencia este invierno.


Piel sintética. La piel, preferentemente sintética, ocupará un lugar predominante en las colecciones más importantes. Sobre todo en abrigos, chalecos y monos. El corderito que viene del estilo cowboy será clave para detalles en cuellos y puños.


Terciopelo. se trata de un tejido tradicional del invierno que se ha modernizado y evolucionado en los últimos años. Se usa para abrigos, pantalones y vestidos.
Pana. La pana también pisará fuerte, sobre todo en pantalones anchos y sacos.


Botinetas. Las botinetas se recargan y adoptan influencias de los 80 y hasta rococó. La puntera afilada es una máxima que siguen todos, y a partir de ahí incluyen detalles como el tacón cono, los brillos, el efecto arrugado o la seda plisada.


Maxibolsos, el accesorio estrella del invierno 2019. Atrás quedan los pequeños bolsos que triunfaron la pasada temporada, ¡rendite al estilo XXL!


Accesorios para el frío. Sutiles pañuelos, pero sobre todo gruesos pasamontañas en lana, cubrirán tu cabeza este invierno. Si querés llevar la tendencia al siguiente nivel elegí uno que cubra tu cara por completo, como el diseño de Gucci que Rihanna lució en el festival de Coachella.