Desde hace muchísimos años el 9 de junio se conmemora en Argentina un día muy especial.
Son los primeros cómplices en hacer travesuras, y a veces, son más hermanos que primos.
En Argentina, desde hace muchísimos años se festeja el día del primo cada 9 de junio y esto se debe a un hecho en particular.
San Feliciano y San Primo, nacidos en Roma, fueron dos hermanos que fueron víctimas de la persecución de Diocleciano.
Acusados por cristianos ante los emperadores Diocleciano y Maximiano, fueron presos y encarcelados.
Finalmente, después de tanto sufrimiento, fueron degollados el 9 de junio de 297 ó 303, fecha que todavía no pudo ser confirmada.