4 trucos fundamentales para lucir un cabello divino


1- Ganar volumen
Las tinturas que mejor se ven y rejuvenecen son los que aportan calidez al rostro (castaños, rubios miel). No es buena idea usar colores planos, porque no dan brillo. Si juegas con más de un tono, no solo aumentarás la luminosidad, sino que también ganarás ópticamente en volumen.

2- Cuándo cortar las puntas
Creemos que es mejor pasar con las puntas abiertas el verano porque, total, como ya están estropeadas Lo malo es que una vez se abren las puntas, si no se cortan, se siguen “deshilachando”. Cuando ya se abrieron, es mejor cortarlas, aunque sea un par de centímetros, porque más adelante seguro que tendrán que ser como mínimo 4-5 centímetros más.

3- Ocuparnos del cuero cabelludo
El cuero cabelludo, desde donde nace el pelo, es tan delicado como la piel del rostro. Si cuidas este con un sérum rico en multinutrientes, la calidad de tu cabello también mejorará. Para liberarlo de tensión masajealo antes con la yema de los dedos, sin despegarlos de la cabeza y haciendo movimientos circulares. Con esto favorecerás la absorción de los activos del sérum. Consulta en un salón profesional cuál es el indicado para vos.

4- Adiós encrespamiento
Para mantener a raya el encrespamiento, aplícate por la noche un producto capilar rico en aceites esenciales. Hazlo mechón a mechón y recoge el pelo en una cola. Por la mañana, lava el cabello y verás cómo está mucho más suave y domable. Los serum nocturnos son increíbles.

Previo Un espacio para pensar la experiencia del liderazgo
Siguiente No sabemos ¿entonces? tememos