El bikini nude es el más aclamado de la temporada


Las prescriptoras de la moda lo han confirmado. Los tonos tierra son los más demandados para realzar tu figura en verano.

Textos. Soledad Vittori.

Para hablar de los bikinis que son tendencia esta temporada, se debería mencionar todo un abanico de modelos lisos con colores tan favorecedores como la paleta de los flúor -muy en boga- la vivacidad de los amarillos o las apuestas que nunca fallan: el blanco y el negro.

Sin embargo, este verano los bañadores negros, tan favorecedores de toda la vida, han quedado en segundo plano. Una de las opciones más recurrentes entre las instagramers, por el que también apuestan las celebrities, y que resulta igual de idílico que aquellos que nunca fallan, es el bikini de color nude.

¿Por qué nude? Precisamente porque sus tonos tierra tienen la capacidad de fundirse con la tonalidad de la piel y a su vez de realzar el bronceado. La variedad de opciones es grande: tanto en colores oscuros como en otros más terracotas, o en los clásicos más claros. Todos y cada uno de los nude valen.

Recordemos que tiempo atrás Louboutin, pionero en la diversidad de tonos nude, presentó una colección que expandió las declinaciones del color piel para incluir a todas las razas. Por razones menos corporativas y más sociales, el diseñador convirtió el color nude en el centro de su obsesión al actualizar el «color carne» en pro de la diversidad racial. Y es que la industria de la moda ha generalizado a lo largo de la historia la palabra nude para describir ese tono cercano a la piel caucásica.

Recordando este concepto es que nos referimos al bikini nude. La paleta ganadora del 2020 es precisamente la de los tonos tierra: beige, marrones suaves, incluso con tintes más rojizos, tipo terracota. El marrón chocolate es otra de las apuestas que nunca falla: Bella Hadid compartió en su perfil de Instagram una sugerente imagen en la que aparecía llevando precisamente uno de talle muy alto y top bando.

La gama cálida se coló en todas las marcas con tal éxito que las famosas más reconocidas hicieron eco de esto. Alexa Chung, la diseñadora, subió una foto suya con un bikini nude con top reforzado de tirantes y remaches para lucir su cuerpo en verano. Por su parte, Emily Ratajkowski incluyó este color en la colección de verano de Inamorata, su línea de bikinis, con piezas drapeadas e igual de escotadas. Caro Daur no se quedó atrás y también se sumó al furor de esta corriente con una foto publicada en Instagram de una jornada al sol en Hamburgo enfundada en uno con top palabra de honor y efecto nido de abeja.

Escoger el traje de baño en cada estación no es tarea sencilla dado que a fin de cuentas se transforma en una segunda piel. Sin embargo, este año resultó bastante fácil. Estos tonos llegaron para resaltar el moreno de la piel o para halagar los más pálidos. Puede ser que no hayas reparado en las bondades del nude hasta ahora, pero no hay lugar a dudas de que sus ventajas son muchas y variadas. Entre ellas, no resta protagonismo a quien de verdad debe tenerlo, es decir, tú. Es perfecto para los diseños de líneas simples que reinan durante este verano o para alguno más jugado.

Además, queda igual de bien en rubias o morochas y se mezcla a la perfección con los complementos de mimbre que tanto se usan. Así que si estabas a punto de recaer en las rayas marineras o en los estampados tropicales, recuerda que este año el nude es el nuevo negro.

Previo Patologías crónicas con complicaciones evitables en aumento
Siguiente Las etapas personales del cambio