Jane Fonda cumple 80 años


La actriz estadounidense Jane Fonda no quiso esperar al jueves para celebrar su 80 cumpleaños, sino que lo hizo ya el 9 de diciembre con una gala benéfica en Atlanta a la que asistieron amigos como Rosanna Arquette, Carole King o su ex marido Ted Turner.

 

Por Barbara Munker
dpa

Así lo confirmó a dpa la organización de la velada, cuyos ingresos (1,3 millones de dólares) estaban destinados a la organización humanitaria de Fonda GCAPP para prevenir los embarazos en adolescentes. Entre otros, subastó en directo una visita al set de la serie de Netflix “Grace and Frankie”, que protagoniza junto con Lily Tomlin. Según confesó, “jamás” pensó que viviría tanto.

 

Preguntada por las ventajas e inconvenientes de tener 80 años, la estrella de Hollywood contó a la revista People que ya no puede “cargar tanto peso como antes”, pero a cambio ya no la toquetean, dijo en referencia al escándalo de acoso y abusos sexuales que sacude la meca del cine.

Ella misma ya alzó su voz recientemente para señalar a algunos hombres que pasaron por su vida. “Fui violada, abusaron sexualmente de mí cuando era una niña, me echaron porque no quise acostarme con mi jefe y siempre pensé que era mi culpa, que no había dicho o hecho lo correcto”, contó en marzo en entrevista con la revista The Edit. Según añadió, creció con la enfermedad de querer agradar a todos.

 

Algunos compatriotas no perdonan que Fonda, que desde los años 60 compagina la interpretación con el activismo, visitara Hanoi en 1972 como protesta por la Guerra de Vietnam y se dejara fotografiar junto a un escudo antiaéreo del Vietcong. A su lado estaba su segundo marido, el político liberal Tom Hayden. Más tarde, salió a la calle a protestar por la Guerra de Irak y en enero participó en la Marcha de las Mujeres contra su recién elegido presidente Donald Trump.

Su compromiso con el activismo fue una de las causas de que en enero se separara de Richard Perry, el productor musical que había sido su pareja durante los últimos ocho años. La separación fue amistosa, según contó éste a People. “Jane ha vuelto a centrarse en el activismo y yo estoy terminando mis memorias”, añadió entonces.

 

Pese a los años y las operaciones de rodilla y cadera, no hay quien pare a esta actriz que hizo furor con sus videos de aerobic. Resulta difícil aventurar su edad, sobre todo cuando sonríe maquillada y perfectamente peinada ante las cámaras de televisión. No es ningún secreto que se ha hecho algún retoque, aunque ahora es menos vanidosa.

 

En la edición de noviembre de Town & Country aparecía totalmente natural, con fotos sin editar en la portada.

 

Como actriz, desde 2015 vuelve a estar constantemente ante las cámaras gracias a la comedia de Netflix “Grace & Frankie”, en la que da vida a una mujer cuyo marido, al igual que el de Tomlin, sale inesperadamente del armario.

 

Fonda tenía 12 años cuando su madre se quitó la vida. Se crió con su abuela en el estado de Connecticut. Hija de la estrella de Hollywood Henry Fonda y hermana de Peter Fonda, llevaba la interpretación en sus venas y se formó en la famosa escuela neoyorquina Actors Studio.

 

En 1960, los críticos de la metrópolis la coronaron como mejor actriz revelación y debutó ante las cámaras con la comedia “Tall Story”. Después, siguió a París al cineasta francés Roger Vadim, que anteriormente había “descubierto” a Brigitte Bardot. Y éste la compensó con cuatro papeles, convirtiéndola en estrella y sex symbol como la venus de ciencia-ficción “Barbarella”, además de en su mujer.

De vuelta a Hollywood, recibió su primera nominación al Oscar por su papel de reparto en “They Shoot Horses, Don’t They?” y su primera estatuilla la ganó dos años después, en 1972, por su papel como la prostituta de “Klute”. El segundo de sus dos Oscar lo levantó en 1978 por el drama sobre Vietnam “Coming Home”. Después, estuvo nominada por “The China Syndrome” y el drama familiar “A Golden Pond”, la única película en la que aparecía junto a su ya enfermo padre.

El pasado septiembre, Fonda acaparó los flashes del Festival de Venecia en una nostálgica jornada junto a Robert Redford. Ambos fueron homenajeados con los Leones de Oro a su trayectoria y presentaron su nueva película, “Our Souls at Night”.

Se trata de su cuarta colaboración tras “The Chase”, “Barefoot in the Park” y “The Electric Horseman” y en ella encarnan a dos vecinos viudos que se enamoran.

 

Para este año, Fonda tiene entre manos la comedia femenina “The Book Club”, en la que compartirá protagonismo con Diane Keaton, Mary Steenburgen y Candice Bergen. La historia gira en torno a un grupo de amigas de un club de lectura a las que el bestseller erótico “50 sombras de Grey” les cambia la vida.

 

Previo Club de Lectura
Siguiente Tres astronautas de EEUU, Japón y Rusia llegan a la ISS