Racó Lounge te espera en el corazón de barrio Candioti Sur


Un espacio de inspiración meditarránea que encanta con su propuesta para recibir a los santafesinos por la mañana, a la hora del almuerzo y hasta bien entrada la noche.

 

Textos: Revista Nosotros. Fotos: Manuel Fabatía.

Desde hace casi un año Racó Lounge – “rincón” en catalán- se posicionó como una opción diferente para la ciudad. Nuclea a experimentados cocineros, pasteleros y bartenders, en un ambiente agradable para relajarse y pasarla bien.

 

La idea general es romper moldes, para brindar una verdadera experiencia gastronómica, basada en la originalidad de su carta -presentada en tablets- y en la calidad y variedad de sus productos.

 

Ahora también las mañanas se pueden disfrutar en Racó, desde las 7, para un rico desayuno, con la pastelería de la casa.

Su propuesta de menú inspirada en el tapeo español se complementa con platos de autor pensados para armonizar en un espacio cálido y ameno, ideal para reunirse con amigos, y llevar la peña fuera de casa.

 

La carta se hace en función a los productos de temporada para darle versatilidad y variedad a los clientes. Los cocineros se lucen y el cliente nunca se aburre. La cocina está a cargo de Julian Solari y la barra y los bartenders de Juan Sebastián Ruiz.

 

La barra tiene un protagonismo definido para las noches: no sólo es el destino de los tragos tradicionales y los exclusivos del restó, sino que también se puede “tapear” a gusto: hay un completo menú de tapas “a la española”, adaptado al paladar santafesino, para poder disfrutar con tragos o con cerveza. Es la única barra en Santa Fe que invita a quedarse después de la cena.

 

“Queríamos un lugar donde la gente pueda picar algo distinto y disfrute de estar en la barra”, cuenta Lucho, responsable de Racó. “Buscamos un sabor propio, que nos identifique, por eso también elegimos los productos para que todo sea excelente.

Tenemos un enfoque distinto para la gastronomía y para la coctelería. Todo lo que se usa es de primerísima calidad”, explica Lucho.

 

Es ya tradición, previo al cierre, cuando quedan los grupitos que se resisten a irse, integrar a todos los clientes para realizar un brindis en la barra junto con el staff de Racó.

 

Un lugar para conocer en el corazón de barrio Candioti Sur, y para volver siempre.

Previo Francisco Prieto Cané y las últimas tendencias en Catering
Siguiente Somos de barro