Verano a punto: lucir una piel ideal


El verano es, sin duda, la mejor época del año para lucir un cuerpo bonito y sano. Ahora bien, si la operación bikini no ha ido como esperabas no hay de qué preocuparse. El Centro de Estética Michelle Farr te ofrece el mejor tratamiento para acabar con la celulitis y la flacidez de un plumazo. La respuesta: Venus Legacy.

Uno de los tratamientos más modernos y vanguardistas del mercado, que consigue que el cuerpo y la cara recuperen la firmeza y la juventud que perdieron con el paso de los años. De hecho, el Venus Legacy es el mejor tratamiento no quirúrgico para tratar la celulitis y lograr reducir un par de centímetros en pacientes que no desean operarse. Este sistema, es capaz de producir lipólisis (reducción del tejido graso) sin dolor y sin inflamación en la mayoría de los casos.

Es el único aparato del mercado que combina radiofrecuencia multipolar, magnetoterapia y succión. Esto provoca una reacción térmica en el tejido que estimula la respuesta curativa natural del cuerpo. Lo que hace que la piel se contraiga y logre una gran diversidad de beneficios como: reducir el volumen de la masa corporal, definir el contorno y revitalizar la piel. Es un sistema seguro, indoloro y con resultados desde la primera sesión.

Según los expertos, se necesitan de 4 a 8 sesiones para la cara y de 8 a 10 en el cuerpo. La frecuencia de la sesiones dependerá del grado de flacidez y de la celulitis del paciente.

Este tratamiento se suele combinar a la perfección con algunas sesiones de Mesoterapia, una técnica terapéutica de la medicina estética que resulta altamente eficaz. Consiste en la aplicación de preparados farmacológicos, que varían según el tipo y grado de la patología a tratar, mediante una serie de inyecciones superficiales intradérmicas prácticamente indoloras.

Este tratamiento corrige patologías médicas estéticas como la celulitis, la flaccidez y la adiposidad localizada que no desaparece con dieta y ejercicio. Este tratamiento se complementa con el Venus Legacy, el cual mediante la acción de la radiofrecuencia y vacumterapia ayuda a atenuar estas afecciones.

La Mesoterapia también se puede aplicar en el rostro, mejorando el aspecto de la piel. El objetivo del mismo es nutrir, rejuvenecer, hidratar, estimular el metabolismo y promover la formación de colágeno y elastina.

Es importante entender este tratamiento dentro de un todo, donde la nutrición y el entrenamiento forman parte importante del proceso. No sirve fomentar una actividad sin la otra. Por eso, Michelle Farr busca lograr un cambio de hábitos en sus pacientes.

Un equipo interdisciplinario de profesionales se dedica al cuidado de la salud, la belleza y el bienestar integral de quien concurre al centro de estética Michelle Farr. En el mismo, se ofrecen los distintos tratamientos médicos no quirúrgicos con la vanguardia de la tecnología al servicio de la medicina estética.

Michelle Farr cuenta con un área de nutrición donde ofrece a cada paciente un plan alimentario personalizado según los gustos, preferencias y objetivos de cada uno. Para lograr una correcta alimentación que actué desde adentro hacia afuera. Las nutricionistas están a disposición de las personas para crear hábitos donde dejar atrás la fiaca y los antojos, es su principal objetivo.

Previo Pan dulce para principiantes
Siguiente Club de Lectura